6. El lobo se espanta

Quién se puede reir del dolor
cuando mira a la cara.
Quién puede discutir la razón
con las manos atadas.
Dime quién, dime quién, dime quién, dime quién
va a jugar la partida
las apuestas ya están hechas,
la muerte sobre la mesa
se ha jugado la vida.

La gente idiota
se siente a salvo
cerebros enfermos
en cuerpos muy sanos.

Me ofreces dinero
que no vale nada
la oveja que grita
y el lobo se espanta.
Sé que tú me quieres engañar
y eso ya es bastante
en tu boca sólo hay mentiras
y en la ciudad hay sangre.

Para qué, para qué, para qué, para qué
todo por un mendrugo
me he mirado el esqueleto
ya sé que no soy perfecto
y eso me ayuda mucho.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR


FITO & FITIPALDIS - 2016 - POLITICA DE PRIVACIDAD Gestionado por CulturaRock